Fernando Luis Rojas

El propietario y el trabajador en Cuba: La difícil lucha sindical

El propietario y el trabajador en Cuba: La difícil lucha sindical

Varios factores dificultan la influencia de la organización de trabajadores en el sector privado. El primero tiene que ver con un problema estructural: el verticalismo que define la relación entre la central y los sindicatos nacionales. Esto se ve agravado por el hecho de que los sindicatos se organizan en función de los organismos e instituciones de la economía nacional. Esta funesta verticalidad se visibiliza en el contexto de las reformas, pues la consolidación del trabajador vinculado al sector privado y el surgimiento de las cooperativas no agropecuarias proponen nuevos temas a la agenda sindical y reclaman un grupo de acciones a corto plazo que no han sido asumidas aún por la CTC.

Cuba cambia, ¿y los sindicatos?

Cuba cambia, ¿y los sindicatos?

Es incomprensible que coexistan en la misma sección sindical el trabajador contratado y el propietario. La actualización del modelo económico cubano debe atender, entre otras, esta cuestión.

Progreso Semanal, fundado por Francisco G. Aruca, es una publicación independiente con carácter progresista.
Editor: Álvaro Fernández
1602 Alton Road, Suite 28 Miami Beach, FL 33139.
Copyright © 2016 Progreso Weekly, Inc. Todos los derechos reservados