Una guía de por qué el plan fiscal Trump-Republicano es una vergüenza

Estos son los tres principales argumentos republicanos a favor de su plan impositivo, seguidos de la verdad.

  1. Hará que las empresas estadounidenses sean competitivas ante las corporaciones extranjeras, las cuales están gravadas con una tasa más baja.

Tonterías.

1. Las corporaciones estadounidenses ahora pagan una tasa efectiva (después de deducciones y de créditos fiscales) que es casi lo mismo que pagan la mayoría de las corporaciones basadas en el extranjero.

2. La mayoría de estos otros países también imponen un “Impuesto al Valor Agregado” además del impuesto corporativo.

3. Cuando reduzcamos nuestra tasa corporativa de 35% a 20%, otras naciones reducirán sus tarifas corporativas para ser competitivas ante nosotros, de modo que no ganamos nada.

4. La mayoría de las grandes corporaciones estadounidenses que más se benefician por el plan impositivo republicano ni siquiera son “estadounidenses”. Más del 35 por ciento de sus accionistas son extranjeros (lo que significa que al recortar los impuestos corporativos estamos dando una gran reducción de impuestos a los extranjeros accionistas). El 20 por ciento de sus empleados son extranjeros, mientras que muchos estadounidenses trabajan para corporaciones con sede en el extranjero.

5. La “competitividad” de Estados Unidos depende de los trabajadores estadounidenses, no de las corporaciones “estadounidenses”. Pero este plan fiscal dificultará la financiación de las inversiones públicas en educación, salud e infraestructura, de las que depende la competitividad futura de los trabajadores estadounidenses.

6. Las corporaciones estadounidenses no saben qué hacer con el dinero que ya tienen. Sus ganancias están en niveles récord. Las están utilizando para recomprar sus acciones y aumentar los salarios de los ejecutivos. Eso es lo que harán con el billón adicional de dólares que recibirán en este recorte de impuestos.

  1. Con el recorte de impuestos, las grandes corporaciones y los ricos invertirán y crearán más empleos.

Idioteces.

1. La creación de empleo no es un desborde. Después de que Ronald Reagan y George W. Bush recortaron los impuestos en los más ricos, el resultado fue pocos empleos y poco crecimiento. En 2004, Estados Unidos recortó los impuestos a las corporaciones en un intento por lograr que trajeran sus ganancias al país desde el extranjero, y ¿qué sucedió? Ellos no invirtieron. Sencillamente compraron más acciones de su propio capital y aumentaron los salarios de los ejecutivos.

2. Las compañías se expanden y crean empleos cuando hay más demanda de sus bienes y servicios. Esa demanda proviene de los clientes que tienen el dinero para comprar lo que venden las empresas. Esos clientes son principalmente de clase media y pobres, que gastan muchos más de sus ingresos que los ricos. Pero esta ley tributaria beneficia principalmente a los ricos.

3. En momentos en que el 1 por ciento más rico ya tiene el 40 por ciento de toda la riqueza del país, es inmoral darles aún más, en especial cuando son financiados en parte por 13 millones de estadounidenses de bajos ingresos que perderán su cobertura de salud como resultado de este plan impositivo (de acuerdo con la Oficina Congresional del Presupuesto), y por los recortes subsiguientes en los programas de redes de seguridad necesarios para aumentar el déficit en $1,5 billones.

  1. Le dará a las pequeñas empresas un incentivo para invertir y crear más empleos.

Falso.

1. Al menos 85 por ciento de las pequeñas empresas gana tan poco que ya pagan la tasa más baja de impuestos corporativos, lo cual este plan no cambia.

2. Es más, debido a que el plan impositivo otorga recompensas mucho mayores a las grandes empresas, tendrán más capacidad para usar tácticas predatorias para exprimir a las pequeñas empresas y sacarlas del mercado.

No dejen que nadie les cuente la gran mentira: los republicanos están votando a favor de esto porque sus ricos patronos lo exigen. Su plan de impuestos debilitará nuestra economía durante años al reducir la demanda, ampliar la desigualdad y aumentar la deuda nacional en al menos $1,5 billones durante la próxima década.

Que se avergüencen los avaros republicanos que han diseñado esto. Que se avergüencen Trump y los republicanos que le han mentido al público acerca de sus consecuencias.

(Tomado del blog de Robert Reich)

Traducción de Germán Piniella para Progreso Semanal.

Artículos relacionados

Sorry, comments are closed for this post.

¿Cuales piensa usted son las probabilidades que a Trump lo acusen (impeach) en 2018?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...

Progreso Semanal, fundado por Francisco G. Aruca, es una publicación independiente con carácter progresista.
Editor: Álvaro Fernández
1602 Alton Road, Suite 28 Miami Beach, FL 33139.
Copyright © 2018 Progreso Weekly, Inc. Todos los derechos reservados