De una novela romántica al espionaje

LA HABANA. Si algún compatriota de aquí, allá o acullá se pudo sentir sobresaturado por  el tema de los cinco agentes de la inteligencia cubana  detenidos por el FBI, procesados, condenados y finalmente devueltos a Cuba los tres que aún guardaba prisión, habría que decirle que estaba equivocado porque nada mejor para cerrar con buen broche este largo episodio, que el regalo que nos acaba de hacer un periodista canadiense al presentarnos un muy interesante ejercicio de periodismo investigativo devenido libro titulado Lo que yace a través del mar: La verdadera historia de los cinco cubanos. En el libo, entre otras novedades, nos asegura el autor que ambas partes mintieron.

Stephen  Kimber, profesor y director interino de la Escuela de Periodismo de la Universidad King’s College de Halifax, Canadá, vino a Cuba en 2009 y se alojó junto a su esposa en Villa Jibacoa. Se traía en mente escribir una novela de amor. Cuenta Kimber que la villa disponía de sólo dos ordenadores para la conexión “exasperantemente lentas” a internet. A la espera de su turno, tuvo la ocurrencia de leer la propaganda acerca de los cinco que se había colocado en el local, propósito que las autoridades cubanas llevaron también a autobuses de turismo y hasta los bien reducidos “coco” taxis, entre otros sitios insospechados además de las carpetas de los hoteles.

“La traducción al inglés era funesta –“prisioneros del imperio” era el encabezamiento de una- y la información sobre el caso de los Cinco confusa y frustrantemente incompleta. Como si yo tuviera que conocer los detalles. Yo no tenía ni la menor idea”, narra Kimber en el libro.

No estaba del todo desacertado el gobierno cubano en poner ante los ojos del turista que pisara cualesquiera de las instalaciones ubicadas a lo largo de la isla y sus cayos, una de las mayores campañas  jamás elaborada para conseguir la libertad de aquellos cinco miembros de la conocida red Avispa. Stephen Kimber se vio cautivado por la historia y dejó para otro momento los amoríos de ficción de la cubanita tal vez con un canadiense.

A partir de ese instante comenzó su investigación ante las versiones de las autoridades cubanas y las dos, que según él, existían en EE.UU.: las que circulaban por Miami y las que podrían cruzar las fronteras del estado para llegar a un norteamericano donde los Cinco “apenas ocuparon un bit de las señales de trasmisión en los medios nacionales de comunicación”.

Vino entonces un texto de 424 páginas que muchos lectores agradecerán por su peculiar estilo y por las novedades y apreciaciones que el laureado autor nos da a conocer.

Kimber define así su investigación:

“(…) la historia de los Cinco cubanos no es en realidad, la historia de los Cinco solamente. O al menos, no es solo su historia. Tampoco es simplemente una historia lineal. Es la acumulación en cascada de incidentes y vejaciones, de complicidades y consecuencias, una historia paralela, convergente, divergente, con un ecléctico reparto de caracteres a ambos lados del estrecho de La Florida –espías, terroristas, revolucionarios, contrarrevolucionarios, policías, mercenarios, políticos, héroes, villanos, periodistas, inocentes-, cuyas ambiciones personales, acciones, convicciones, presunciones, secretos, fortaleza y debilidades, tejieron colectivamente historias de mayores dimensiones: sobre las relaciones cubano-estadounidenses, sobre la guerra al terror, la hipocresía, la verdad y la ficción, sobre lo que está bien y lo que está mal (…). Quizás hayan sido las arenas movedizas de toda su complejidad, lo que me convenció de que esta historia necesitaba ser contada, y ser contada por alguien que no supiera de antemano qué versión de cuál de las historias, era la verdadera”.

Pudiera interpretar el avispado lector que si la editorial oficial Ciencias Sociales publicó este libro (en inglés, What Lies Across the Water: The Real Story of the Cuban Five) es porque contó con la aprobación previa de la inteligencia cubana, además del gesto del autor en la cesión de derechos para su publicación en Cuba. No estaría del todo errado. Aun así, algunos protagonistas de primera línea han dejado constancia de desacuerdo con algunas revelaciones que contiene.

Ha sido el caso del ex agente René González Sehwerert, quien en la propia solapa del libro haya manifestado que “(…) es este libro: el más abarcador y ajustado a los hechos que he leído sobre el caso. Aun cuando no estemos de acuerdo aquí o allá con algún criterio u observación del autor, el rigor profesional con que ha asumido esta historia nos asegura que cree sinceramente en cada palabra que escribe”.

En pocas palabras, hay que leerlo. Una lectura casi obligatoria.

Progreso Semanal/ Weekly autoriza la reproducción total o parcial de los artículos de nuestros periodistas siempre y cuando se identifique la fuente y el autor.

Sorry, comments are closed for this post.

Encuesta: ¿Cómo describiría al Presidente Donald Trump?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...

Progreso Semanal, fundado por Francisco G. Aruca, es una publicación independiente con carácter progresista.
Editor: Álvaro Fernández
1602 Alton Road, Suite 28 Miami Beach, FL 33139.
Copyright © 2016 Progreso Weekly, Inc. Todos los derechos reservados