Premian por la Propiedad Industrial a la marca Maní Bormey

LA HABANA. El creciente sector cuentapropista en Cuba gana cada vez más espacios en la economía y la institucionalidad nacional a base de buenas prácticas y éxitos como pequeñas y medianas empresas que buscan expandirse.

Este año, la marca Maní Bormey, un emprendimiento hasta ahora desde el cuentapropismo, se alzó con uno de los dos premios que otorgó la Oficina Cubana de la Propiedad Industrial (OCPI) en la categoría de Marcas y otros sellos distintivos. El otro galardón correspondió al ron Havana Club Selección de Maestros, que se comercializa en más de 40 países.

La OCPI, institución adscrita al Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA), otorga anualmente sus premios basado en la creatividad e innovación tecnológica de marcas y productos con una adecuada gestión de la propiedad industrial y con impacto en su introducción en los mercados internos y externos.

Sobre la importancia de premiar a Maní Bormey, en calidad de persona natural –estatus legal de los cuentapropistas en Cuba– la directora de la OCPI, María de los Ángeles Sánchez, considera que en esta marca “hay un respeto a la actividad, a no copiar otros productos, y eso da un buen hacer, lo que podría servir de ejemplo para otros.”

Por su parte, Orelvis Bormey, titular de la marca y dueño de este negocio radicado en la ciudad de Santa Clara, considera que este Premio OCPI 2014 “es la confirmación de las posibilidades que da utilizar herramientas profesionales, que están al alcance de todos y constituyen proceder obligatorio de las empresas, y al utilizar esas herramientas –como el registro de la propiedad industrial– Maní Bormey garantiza su visión y su misión.”

Este emprendimiento surgió hace poco más de dos años luego de que Orelvis, ingeniero industrial de profesión, decidiera pasar al sector cuentapropista con los turrones que desde hacía más de 10 años producía y comercializaba como una forma de obtener más ingresos que su salario de trabajador estatal.

Hoy, Maní Bormey cuenta con un centro de elaboración donde varios ayudantes confeccionan artesanalmente 10 tipos de productos a base de maní –turrones, snacks, mantequilla, panetelas, flanes, etc.– y con una gama de precios que van desde 1 peso hasta 75 pesos, todo en moneda nacional (CUP).

Entre las fuentes de éxito de este negocio, y gracias a la formación empresarial de su dueño, puede destacarse la utilización de procedimientos avalados nacionalmente en la producción y manejo de alimentos para su comercialización.

“Hoy no podemos hablar de normas, porque no tenemos un contrato con la Oficina Territorial de Normalización en Villa Clara, pero sí podemos hablar del cumplimiento de procedimientos establecidos por la Asociación Culinaria e incorporados en el ejercicio diario de los ayudantes que se encargan de elaborar cada producto, luego que han sido capacitados y graduados a través de profesionales de esta institución en Villa Clara”, comenta Orelvis Bormey.

Para establecer oficialmente estas normas, razón además por la que han merecido este premio OCPI 2014, y en busca de facilitar contratos y vínculos que agreguen valor a la cadena productiva, Maní Bormey se encuentra hoy en espera de la aprobación y posterior constitución como cooperativa no agropecuaria.

“Sería la vía para hacer contratos con instituciones, tanto para servicios de capacitación –a lo que le vamos a dedicar un valor significativo del presupuesto–, como para la incorporación de tecnología para mejorar nuestros productos, sin que cambie con ello el sabor para que sean reconocidos por el Registro Sanitario para su comercialización en cualquier nivel, tanto fuera como dentro del país.”

Asimismo, y según explica Orelvis Bormey, la cooperativa facilitaría la vinculación con “el Centro de Investigaciones Agropecuarias, que tiene investigaciones sobre cómo mejorar los rendimientos por hectárea del maní, y que podría ayuda a que las variedades que necesitamos se lleven al campo. Esto permitiría realizar un eficaz encadenamiento productivo: ciencia-productor del grano-elaborador de los productos derivados del grano-comercialización. Así garantizaríamos estabilidad en los precios, y en los abastecimientos.”

Según la directora de la OCPI, “a partir de la actualización del modelo económico cubano, el sector no estatal ha tenido un resurgir, y lógicamente las personas han ido adquiriendo una cultura de que sus servicios y sus productos hay que distinguirlos del resto. Entonces han creado sus propias marcas y las registran en la oficina. Y si el producto tiene calidad, pues esa marca va obteniendo relevancia.”

Esta nueva realidad, añade, ha hecho que “desde el 2010, el sector no estatal está registrando más (marcas) que el sector estatal.”

Recientemente, el Consejo de Ministros cubano aprobó una Política Integral de la Propiedad Industrial que responde, según uno de los lineamientos aprobado por el IV Congreso del PCC, a “fortalecer las capacidades de prospección y vigilancia tecnológica y la política de protección de la propiedad industrial en Cuba y en los principales mercados externos”.

En su presentación, Leonardo Andollo Valdés, segundo jefe de la Comisión Permanente para la Implementación y Desarrollo comentó que “la propiedad industrial adquiere nuevas dimensiones y mayor importancia como herramienta de gestión para las exportaciones, la sustitución de importaciones, las inversiones –en particular la extranjera– y el desarrollo científico y tecnológico, tanto para las organizaciones estatales como para las formas de gestión no estatales”, según apuntó el diario oficial Granma.

mani bormey1

Progreso Semanal/ Weekly autoriza la reproducción total o parcial de los artículos de nuestros periodistas siempre y cuando se identifique la fuente y el autor.

Sorry, comments are closed for this post.

¿Cuales piensa usted son las probabilidades que a Trump lo acusen (impeach) en 2018?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...

Progreso Semanal, fundado por Francisco G. Aruca, es una publicación independiente con carácter progresista.
Editor: Álvaro Fernández
1602 Alton Road, Suite 28 Miami Beach, FL 33139.
Copyright © 2016 Progreso Weekly, Inc. Todos los derechos reservados